El 25 vino asomando con aires de rebelión popular