“En una economía donde 8,6 millones de trabajadores se encuentran en condiciones de precariedad, cuatro millones son mujeres”